Marco Speranza, ese campeón que la tragedia no hizo olvidar

September 12, 2013

Vivió durante diez años en los Emiratos Árabes Unidos y allí se destacó como rugbier. En febrero murió, a los 20 años, mientras tomaba una clase de aviación. Sus ex compañeros formaron un equipo que lleva su nombre y con el que participarán del Seven de Dubai.

 

Marco Speranza, el argentino que brilló en los Emiratos Árabes. (speranza22.wordpress.com)

 

Apenas 20 años tenía Marco Speranza cuando un accidente en su clase de aviación le puso el punto final a su vida. Sin embargo, en apenas dos décadas, este argentino que vivió diez años en los Emiratos Árabes y que realizó una notable carrera como rugbier en aquel país, supo conquistar los corazones de amigos de todo el mundo. Tanto que un grupo de ex compañeros de su club se reunirá a fines de noviembre, en el tradicional Seven de Dubai, para conformar un equipo cuyo nombre lo homenajea: "Speranza 22", una combinación entre su apellido y el número de camiseta que usaba.

Marco nació en la localidad de Villa Luzuriaga (partido de La Matanza), el 22 de septiembre de 1992. Con apenas 6 años, su familia emigró a los Emiratos Árabes, donde su padre Orlando, ingeniero aeronáutico y con un máster en Administración de Empresas, se desempeñó durante una década en la empresa Falcon Aviation Services, propiedad del hijo del presidente del país. Fue allí donde, a los 15 años, Marco decidió probar con el rugby -primero como wing, luego  como full back- en la sede en Abu Dhabi del club inglés Harlequins. Fue allí donde se encargó de meterse a la gente en el bolsillo, gracias a su juego dentro de la cancha y a la alegría que contagiaba fuera de ella.

"Su sonrisa y sentido del humor, además de su compasión por todos, eran excepcionales para alguien tan joven", contó luego de su muerte Rory Green, ex entrenador de Speranza en Harlequins. "Era un deportista talentoso pero que no poseía arrogancia. Era trabajador pero sabía cómo divertirse. Era un placer estar junto a él", añadió. Claro que los principales admiradores de Marco estaban en casa. "Su hermana menor, Agostina (tiene 14 años) era una de sus grandes fanáticas", comentó a Clarín.com su padre con emoción.

Bajo el mando de Green, Marco fue la gran figura de su equipo en la obtención del Dubai Sevens en la categoría hasta 19 años. Luego la carrera de Marco continuó en alza hasta codearse con la élite del país. "Llegó a jugar en la selección de Emiratos Árabes y se destacaba en la liga en la que jugaban rugbiers de entre 25 y 30 años", recordó su padre, quien tras una década en el exterior decidió regresar al país para volcar sus conocimientos en aeronavegabilidad. 

Sin embargo, Marco tenía un sueño desde los 4 años: ser piloto. Fue por eso que, ya de regreso en Argentina, luego de haber completado el primer año de la carrera de Medicina del Deporte, decidió hacer un curso en el que no pudo completar la primera clase: aquella fatídica lección del 8 de febrero de 2013 terminó con el accidente que se llevó su vida.

La noticia tuvo lugar en Argentina y en los principales medios de los Emiratos Árabes. Y claro, también entre sus allegados. "Los amigos de él, con apoyo del club, están organizándose para participar en el Seven de Dubai como una forma de homenajearlo", contó Orlando al respecto de la iniciativa de los campeones 2009, quienes, en memoria de Marco, volverán el certamen cuya edición de este año arranca el 28 de noviembre. "Están repartidos en todas partes del mundo pero van a juntarse en los Emiratos Árabes para el torneo", agregó.

En pos de ese proyecto, Nadia (hermana de Marco), junto a uno de sus ex compañeros, creó un sitio web que narra la historia del joven y de la iniciativa de sus amigos. Esa que hará que, cuando comience a jugarse el Seven de Dubai, Marco diga presente.

 

 

 

Please reload

Recent Posts

Please reload

Archive

Please reload

©2018 BY SPERANZA22

  • Facebook - White Circle
  • Instagram - White Circle
  • Twitter - White Circle